Archivos de Tags: cmt

El Gran Timo de las Alertas SMS

Fotografía tomada de www.sxc.hu/photo/386308

En este artículo se explica qué son los SMS Premium y las Alertas SMS y cómo escapar de las estafas relacionadas con estos servicios.

Los SMS Premium son mensajes de texto por los que el usuario paga un precio superior al de la tarifa normal, para recibir un servicio a cambio (un tono, un juego o la participación en un concurso). En cambio, las Alertas de SMS son servicios de suscripción por los que el usuario paga por cada mensaje que recibe en su terminal.

Los SMS Premium se han convertido en una forma habitual de pagar servicios u obtener ingresos extraordinarios a través del “sistema de micropagos”; mientras que, desafortunadamente, las alertas SMS han degenerado en su mayoría en sistemas fraudulentos de obtener dinero de usuarios inexpertos de telefonía móvil.

En el caso de los SMS Premium, el negocio consiste en ofrecer al usuario de telefonía móvil una serie de servicios y contenidos digitales (juegos, tonos, fondos de pantalla) para su terminal, que se pagan mediante el envío de uno o una serie de mensajes de texto. El precio de éstos se incluye en la factura del mes y tienen un coste muy superior al habitual: un sms tradicional cuesta 0,12€ (aprox.); en cambio, un sólo sms premium puede llegar a alcanzar 1,20 euros.

A pesar de la profunda crisis que estamos atravesando, el negocio de los sms premium está resultando uno de los más exitosos y de mayores beneficios, según se desprende de informes económicos de las propias compañías: Mblox gestiona más de 500 millones de dólares al año ($500.000.000) en transacciones vía móvil. Esto es debido a varios factores entre los que se encuentran la necesidad artificial de personalizar el terminal y consumir contenido digitales; pero también la oscuridad en las condiciones de contratación, los desinformación sobre procedimientos para cursar una baja, los precios de los sms…

La recepción de mensajes con coste (Alertas SMS):

Una de las modalidades más lucrativas de servicios sms consiste en las Alertas SMS, es decir, en la recepción por parte del cliente de mensajes con coste: El usuario, animado por el sorteo de un coche o un jugoso premio en metálico, envía la palabra ALTA a un número de 4 cifras. Inmediatamente, el número de móvil de este usuario pasa a formar parte de una lista de distribución, a la que la empresa X enviará una cantidad indeterminada de mensajes por los que cobrará entre 0,15 y 0,30€ por cada sms recibido por los usuarios, hasta un máximo de 18€/mes.

El engaño reside en que al cliente nunca se le avisa de que va a suscribirse a un boletín de pago por el que va a recibir 30 mensajes por semana, al coste de 0,15 euros por sms recibido. En otras ocasiones, sí se le advierte pero por medio de una frase en scroll horizontal al pie de la pantalla, una ventana emergente o similares métodos de difícil lectura. Asimismo, aunque resulta habitual que la compañía responsable del envío de los SMS remita al usuario en una primera comunicación, tras el alta de éste, las instrucciones para gestionar la baja del servicio, los usuarios suelen eliminar siempre este mensaje a su recepción, por lo que a partir de ese momento no tendrán ni podrán conseguir información sobre cómo darse de baja.

La desinformación es la baza principal con la que juegan estos servicios de Alerta SMS. Y la mejor forma de lograrla es mediante el empleo de datos falsos de contacto, oficinas de información sin personal que hable español (el idioma del cliente) y una larga lista de intermediarios nacionales y extranjeros que hacen practicamente imposible al usuario encontrar la fuente de los mensajes.

Uno de los ejemplos más recientes que he tenido la oportunidad de estudiar es el de la empresa TMGES, responsable del envío de sms con coste para el cliente. A continuación presento un breve resumen de datos y conclusiones sobre el caso:

La empresa TMGES no tiene página web informativa ni consta en los directorios de empresas disponibles al público. Tampoco existe registro de su base de datos personales en la Agencia Española de Protección de Datos ni está inscrita en el Registro Mercantil. Sin embargo, es el origen de miles de mensajes de texto que cada día hacen de los usuarios de terminales móviles en España un infierno. Esta empresa envía sus mensajes desde el número 7840. Y más tarde descubrimos que para cursar orden de baja hay que enviar un sms con la palabra BAJA al mismo número (mensaje que, por supuesto, la empresa cobra al precio de 0,30€). ¿Pero quién más está detrás de TMGES?

Los intermediarios generan desinformación:

Los intermediarios son la clave de la cadena de desinformación urdida por algunas de las compañías de SMS premium y similares para mantener enganchados a los clientes a sus servicios. En el caso de TMGES, encontramos un gran número de ellos. Éstos son los principales intermediarios que encontramos:

  • Telefónica Movistar: Información Telefónica (1004) y el Servicio de Atención al Cliente Movistar confirman que la empresa responsable es Mblox. Y que las gestiones de baja deben tramitarse a través de esa empresa final.
  • Mblox: Ésta empresa del Reino Unido tiene en España una pequeña oficina comercial no abierta al público. En su número de atención al cliente español (91.41.46.592) atienden sólo en inglés y niegan toda responsabilidad en cuanto a los sms premium y de coste, aunque se reconocen intermediarios del envío.
  • Telmex Argentina: La empresa Mblox nos facilitó un número (900.967.660) de Telmex Argentina para gestionar la baja, que resultó ser también falso.
  • Wixawin: Para poder gestionar la baja de los SMS enviados por TMGES, en el caso que llavamos en Abanlex Abogados, tuvimos que contactar con Wixawin a través de e-mail (info.es@wixawin.com), puesto que el número teléfono de contacto facilitado por esta empresa (902.550.912) resultó ser falso.
  • TMGES: Ésta es la empresa responsable del envío de los sms con coste en el caso concreto que llevamos.

Consejos para no caer en el engaño de los SMS Premium  y Alertas SMS:

  1. Evita siempre que puedas los servicios basados en sms premium y alertas SMS.
  2. Desconfía de los concursos y sorteos que requieran enviar un SMS para jugar.
  3. Evita aquellos que requieran enviar la palabra ALTA. Esta palabra es la más usada en servicios de suscripción de pago.
  4. Antes de enviar un mensaje, consulta detalladamente las condiciones del servicios: Coste por mensaje, número de sms necesario para descargar el contenido o para participar en el sorteo, etc.
  5. Marcate un límite económico: no envíes mensajes de un coste superior a 0,30€, por ejemplo.
  6. Guarda siempre el primer mensaje recibido ya que suele contener las instrucciones para cursar la baja.

Consejos para salir del engaño de las Alertas SMS:

  1. Darse de baja: El método más habitual para darse de baja de un servicio de SMS es enviar BAJA al número de 4 dígitos desde el que recibes los mensajes o a aquel que la compañía te haya indicado.
  2. Si darse de baja resulta imposible, consulta con una Asociación de Consumidores para que puedan ayudarte a ejercitar una acción de cesación (es decir, para que logren que dejes de recibir mensajes).
  3. Recuperar el dinero estafado:
    1. Previo a la reclamación: Guarda las facturas que ya te hayan cobrado. Si aún quedase alguna por cobrar, habla con tu operador móvil para que te envíe una “factura desglosada”, de tal forma que puedas decidir qué gastos pagar y cuales no de los consignados en la misma.
    2. Reclamación previa: Se debe dirigir reclamación por escrito a la empresa responsable del envío de las Alertas SMS. En caso que se vaya a interponer finalmente una demanda por vía judicial es importante que quede constancia documental de esta primera reclamación a la empresa prestadora del servicio no solicitado. Por lo tanto, recomendamos realizar la comunicaión vía burofax con certificación de contenido y acuse de recibo a su domicilio social. También es recomendable formular la reclamación, adicionalmente, vía correo electrónico.
    3. Consulta sobre vías de reclamación: Se recomienda dirigir escrito de consulta sobre vías de reclamación a la Dirección General de Consumo de tu Comunidad Autónoma y a la Oficina Municipal de Información al Consumidor (O.M.I.C.) de tu localidad.
    4. Reclamación a través de Asociaciones de Consumidores: Estas asociaciones tienen, por lo general, más fuerza ante órganos decisorios y pueden entablar acciones conjuntas con las reclamaciones de sus asociados. Consulta las que Asociaciones que hay en tu Comunidad en la página de Consumo.
    5. Reclamación judicial: Se desaconseja excepto en casos de cuantías elevadas. Las vías de reclamación judicial son la penal por delito de estafa (que debe superar los 400€) y la civil.

Espero que esta breve explicación sobre los SMS Premium y Alertas SMS, así como la guía sobre cómo evitar la estafa os sirva de ayuda. Todos los comentarios, sugerencias y consejos son bienvenidos.

Nota: Me escriben de Nvia para ofrecer su foro y su blog informativo a todos aquellos que queráis más información sobre servicios basados en sms. En particular, considero que el foro puede ser un lugar más que idóneo para que todos los que hayáis tenido problemas con SMS Premium y Alertas SMS podáis dejar vuestros comentarios, peticiones de ayuda o soluciones encontradas. Tu testimonio puede ayudar a mucha gente. ¡Y, por supuesto, os recuerdo que no todos los servicios basados en SMS son estafas, ni mucho menos!

Imagen cedida por Jyn Meyer (SXC)

Consulta de “Mobiless” a la CMT sobre la aplicabilidad de la Ley 44/2006

Hoy comentamos la resolución de la CMT adoptada el pasado 24 de abril por la que se da contestación a la consulta formulada por “Mobiless, S.L.” en relación con la aplicabilidad de la Ley 44/2006, de 29 de diciembre, de mejora de protección de consumidores y usuarios, a los revendedores de telefonía móvil (RO 2007/1081). A través de ella comprobamos cómo reacae sobre los OMV la obligación legal de facturar a sus clientes finales por segundos mientras que, por el contrario, esta obligación no atañe a los operadores de red en su relación con los revendedores. Por otro lado, también comprobamos, por medio de esta resolución, que los operadores de red disponen de toda la información sobre registros de llamadas realizadas por los clientes de los OMV y que deben facilitársela a éstos para que puedan cumplir con la disposición legal. A continuación, os resumo la resolución:

El operador móvil virtual Mobiless, S.L. planteó el 5 de septiembre de 2007 una consulta a la Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones sobre la aplicabilidad de la Ley 44/2006 en la que se prohíbe el redondeo al alza y se impone la tarificación por segundos a los usuarios finales. En el referido escrito Mobiless señala que, en los contratos suscritos entre la referida operadora y sus clientes, está estipulado el cobro del primer minuto completo de la llamada, mientras que el tiempo que exceda de esos 60 segundos se factura por segundos.

Mobiless tiene impuesta la obligación legal de tarificar a sus clientes las llamadas por segundos por cuanto se trata de una previsión que afecta a cualquier prestador de servicios o productos en su relación con consumidores y usuarios, tal y como se prevé en el artículo 2 de la Ley de Defensa de Consumidores y Usuarios. Por otro lado, dicho texto no obliga a los operadores de redes móviles a tarificar a los revendedores por el tiempo real consumido por sus clientes finales, en tanto que el revendedor no es un consumidor o usuario a los efectos de lo previsto en la citada norma, mientras que los revendedores sí deben poder informar y facturar a sus clientes en función del tráfico efectivamente cursado, para evitar que su facturación sea calificada como abusiva.

No obstante lo anterior, debe tenerse en cuenta que los operadores de red disponen, en sus sistemas, de la información relativa al consumo efectuado por los clientes de los revendedores. Pues bien, a juicio de la Comisión, los operadores con poder significativo de mercado, en el mercado de acceso y originación de llamadas en las redes públicas de telefonía móvil (el mercado 15), deben suministrar dicha información a los revendedores para que éstos puedan ofrecer un detalle de facturación a sus clientes similar a la que los propios operadores de red, como prestadores del servicio telefónico móvil disponible al público, ofrecen a sus propios clientes que sean consumidores y usuarios finales. Se trata, en última instancia, de facilitar información sobre los consumos efectuados por los usuarios finales.

La banda ancha alcanza los 8,15 millones de líneas

La Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones (CMT) ha publicado hace apenas unas horas una nota de prensa sobre el alcance de la banda ancha en España. Los datos que revela muestran que los operadores alternativos siguen apostando por la inversión en infraestructuras y la desagregación del bucle de abonado para prestar servicios de banda ancha.

Según la última Nota Mensual de la CMT, España sumó en enero 122.834 nuevas altas de banda ancha hasta alcanzar un parque total de 8,15 millones de líneas. La cifra registrada en enero supone un ritmo de crecimiento interanual del 19,9% y una penetración de 18 líneas por cada 100 habitantes.

Más cifras:
En enero, los alternativos contrataron con Telefónica un total de 42.387 bucles, hasta alcanzar la cifra de 1.396.335, que representa el 17,1% de las líneas finales de banda ancha. Desde el mismo mes de 2007, el número de bucles desagregados en España aumentó el 41,8%. El acceso indirecto, la modalidad mayorista que supone menores compromisos de inversión para los alternativos, perdió 3.317 líneas en enero, hasta los 495.946 accesos, y representa el 6,08% del total de líneas finales.

Por su parte, se contrataron con Telefónica 61.134 líneas finales de banda ancha en enero, hasta alcanzar los 4,60 millones, el 57% del total de líneas de banda ancha en España. La opción del cable sumó 22.630 accesos en enero y representa el 21% del total, con 1,66 millones de líneas.

Acceso a la Nota Mensual – Enero 2008

Fotografía de CLV (Flickr)

Elección de gestor de múltiplex de TDT (CMT)

Un Anillo para gobernarlos a todos; uno para encontrarlos.Un Anillo para reunirlos y en las Tinieblas atarlos a todos en Mordor, donde la Sombra se extiende (El Señor de los Anillos).

Esto es -más o menos- lo que pretende conseguir la Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones (CMT) con respecto a la elección del gestor de los multiplex de la Televisión Digital Terrestre (TDT) entre los distintos canales.

¿Qué quiere la CMT?
La CMT quiere que los concesionarios de TDT lleguen a un acuerdo sobre un gestor común de multiplex y que, además, respeten los derechos de las concesionarias en minoría. Si no llegasen a dicho acuerdo, la CMT se vería obligada a intervenir.

¿Qué opciones tienen los radiodifusores?
Los radiodifusores o concesionarios pueden optar por una de las siguientes dos opciones:

  • Establecer por unanimidad la fórmula para la gestión del múltiple, constituyendo una entidad, asociación o a través de otra alternativa sin ánimo de lucro y ofrecer el servicio de gestión en régimen de autoprestación.
  • Elegir por mayoría que un operador de comunicaciones electrónicas ofrezca dicho servicio, previo acuerdo establecido por los concesionarios mediante mayoría.

Glosario:

¿Qué es un múltiplex?
Es un canal de frecuencia radioeléctrica que permite agrupar entre 4 y 6 programas digitales de televisión, así como otros servicios digitales por medio de técnicas de digitalización y compresión de datos.

¿Qué es un gestor de multiplex?
Un gestor de multiplex es el que controla los 4 canales de TV de un “grupo”, reunirá la información de todos y compondrá la información útil para mostrar la Guía Electrónica de Programación (Electronic Program Guide – EPG). Esta aplicación deberá, necesariamente, almacenar y mostrar las informaciones de todos los canales.

Fuentes:
Fuente: Blog de Joaquín Muñoz Rodríguez
Fuente: Aranova
Fuente: Sateliteinfos
Fuente: Electrónica Fácil

Obligaciones de los operadores en relación con los servicios de videollamada

La CMT ha determinado (DT 2007/213) que el servicio de videollamada no se puede considerar a día de hoy como una funcionalidad intrínseca al servicio telefónico disponible al público ya que en la actualidad el único estándar existente e implantado de forma generalizada en el mercado corresponde a la facilidad de videollamada en las redes móviles 3G. En consecuencia, la interoperabilidad únicamente podría ser exigida entre prestadores del servicio telefónico móvil disponible al público que presten servicios 3G.

Por otro lado, y desde el punto de vista de la normativa de protección de usuarios y, en la medida en que la videollamada participa de la naturaleza de una llamada telefónica, tanto la reglamentación aplicable al servicio telefónico de consulta sobre números de abonado como la relativa a los servicios de tarificación adicional 80Y, le resultan aplicables.

Por último, los servicios de videollamada no se encuadran en los mercados de terminación de llamadas regulados. En consecuencia, no se han impuesto obligaciones ex-ante en este tipo de servicios, lo que conlleva que el precio de interconexión deba resultar de los acuerdos comerciales libremente alcanzados entre los distintos operadores. En cualquier caso, ante la falta de acuerdo siempre cabría la posibilidad de presentar un conflicto ante la Comisión y, por tanto, sería una intervención de carácter ex-post la indicada para abordar este tipo de situaciones.